17-08-09

Cuando eres niño no piensas en el futuro. De hecho, raramente piensas en el paso del tiempo. Vives el momento con tanta intensidad que no hay sitio para nada más.

A medida que creces, el tiempo se introduce en tu vida (porque el Tiempo es un concepto, pero ésa es otra historia). Llega sutilmente: podría ser con el día de la semana en que estrenan un episodio nuevo de tu serie de TV favorita, o las vacaciones que pasas con algunos amigos.

Entonces, cuando llegas a la adolescencia, tienes que “empezar a pensar en tu futuro”, lo que significa que vas a tener que tomar algunas decisiones respecto a qué perfil profesional quieres tener: que tipo de conocimientos necesitas, a dónde irás a estudiar y, más adelante, a trabajar.

Sin de que te des cuenta te conviertes en parte de la Sociedad: un oficio, un cargo, una posición social… Todo eso nos exige como personas y como comunidad tener una idea de cómo será el futuro, y a partir de ahí a dibujar una línea que que nos transporte en el tiempo (el presente) hasta allí (el futuro).

Pero afortunadamente vivimos tiempos extraños y sorprendentes. El desarrollo tecnológico se desarrolla tan rápidamente que es bastante difícil saber que pasará en las próximas décadas, incluso en los próximos años. En la historia nunca ha habido un fenómeno parecido. Es prácticamente imposible saber qué profesión ejercerás en el futuro… porque muchas de ellas aún no existen.

Pero hay algunas pistas que apuntan a algunas de las áreas que se desarrollarán en los próximos años. Y una de ellas es el Espacio.

El tiempo se mueve tan deprisa que el presente y el futuro se han encontrado. El futuro es ahora. ¿Quieres ser parte de él? Únete a nosotros.

Conoce más sobre el proyecto en https://www.spacenation.org y sigue la conversación en https://twitter.com/space_citizens (ENG) y https://twitter.com/gentespacial (ESP)

Tagged with →  
Share →

Leave a Reply